Berger condenó la violencia como forma de acción política

Erradicar la violencia como método de acción es un compromiso al que están llamados a suscribir todos los partidos políticos, expresó el diputado e integrante de la comisión de Gobierno Interior de la Cámara Baja, Bernardo Berger.

Lo anterior, luego que dicha instancia aprobara en general y en particular, el proyecto que modifica la Ley 18.603 Orgánica Constitucional de Partidos Políticos con el fin de hacer exigible la renuncia expresa al uso, propugnación o incitación a la violencia como método de acción política.

“Aquí no hay que esconder la mirada. Los niveles de violencia que ha alcanzado la sociedad chilena en los últimos años son preocupantes y no conducen a nada bueno”, advirtió Berger.

Agregó que “el mundo político tiene que asumir su responsabilidad en esto, y la primera señal es renunciar expresa y públicamente a esta forma de actuar para imponer agendas y, a la par, establecer mecanismos efectivos para repudiar inequívocamente cualquier actuación que instrumentalice el odio y la violencia en el país”.

La medida, originada en una moción parlamentaria, logró esta semana la unanimidad de la comisión y quedó en condiciones de pasar a la Sala de la Cámara la próxima semana.

En lo sustancial, el proyecto exige a los partidos políticos renunciar a la violencia como método de acción política. Además insta a cumplir con el respeto de los principios básicos del régimen democrático y constitucional.

El texto propone la condena a quien(es) “públicamente o a través de cualquier medio apto para su difusión pública, incitare directamente a la violencia en cualquiera de sus formas en contra de una persona, un grupo de personas o de un miembro de tal grupo”.

Lo anterior, basado en aspectos tales como etnia, nacionalidad, situación socioeconómica, idioma, ideología, opinión o afiliación política o deportiva. Igualmente, por religión o creencia, visión filosófica, sindicación o participación en organizaciones gremiales o la falta de ellas, trabajo que realiza, sexo, orientación sexual, identidad y expresión de género, edad, filiación, apariencia personal, enfermedad o discapacidad.

Asimismo, propone una enmienda en lo referente a sus declaraciones de principios. Allí los partidos políticos deberán consignar su condena al uso, propugnación o incitación a la violencia, en cualquiera de sus formas, como método de acción política.

Comparte este contenido de VoceroRegional.cl