Dia del trabajador radial : Un reconocimiento a quienes hacen de este medio “su vida”.

Son miles las personas que durante 92 años, desde la primera transmisión radial un 19 de agosto de 1922, han sabido mantener en alto “la magia” de la radio.

El día de descanso para los trabajadores radiales se introdujo, considerando que ellos trabajaban en forma ininterrumpida los 365 días del año, incluyendo fiestas emblemáticas como: Semana Santa, Día Internacional del Trabajo, Día de las Glorias Navales, Independencia de Chile, Día de las Glorias del Ejército, Día de Todos los Santos, Navidad, Año Nuevo, entre otras.

Durante la administración del Presidente Juan Antonio Ríos Morales se instituyó en Chile que, a contar del 21 de septiembre de 1942, ese día sería conmemorado como «El Día de la Radio», fecha en que todas las emisoras de la República silenciarían sus transmisiones por 24 horas.

Después de casi medio siglo, durante el gobierno del Presidente Patricio Aylwin Azócar, se declaró por Decreto Supremo de 1991, el 21 de septiembre como el «Día Nacional del Trabajador de la Radiodifusión Sonora».

Un estudio efectuado por la Secretaría de Comunicación y Cultura, señaló en 1996, que entre los años 1990 a 1995 el número de emisoras había aumentado en un 122 por ciento, pasando de 326 a 723. Este crecimiento se concentró en las emisoras de frecuencia modulada, las cuales aumentaron en un 304 por ciento, donde de 152 estaciones se pasó a 614.

Luego de 58 años de instituido el «Día de la Radio» y sólo nueve años de «El Día Nacional del Trabajador de la Radiodifusión Sonora», ambas fechas el 21 de septiembre, la Asociación de Radiodifusores de Chile (Archi), decidió terminar con el cese de transmisiones para ese día, en el año 2000.

Entre los argumentos esgrimidos por el Consejo de la Archi, para adoptar dicha resolución, fue que al no estar funcionando las radios asociadas al organismo en dicho día, muchas emisoras «piratas» aprovechaban la ocasión para salir al aire, no respetando las leyes que regulaban el sistema de radiodifusión.

Sin duda, esa decisión terminó con una tradición que enaltecía la labor en Chile. Y la verdadera razón no eran las llamadas “radios pirata”, sino la pérdida de la escencia radial por los consorcios que proliferan hoy y que “aniquilaron” a las emisoras F.M de provincia comprando sus frecuencias instalándose como repetidoras con una emisión desde Santiago, haciendo desaparecer emblemáticas emisoras.

En Valdivia San Sebastián, Los Torreones y Niebla F.M cedieron sus frecuencias merced a suculentas ofertas de las cadenas nacionales. Distinto es el caso de las emisoras en AM, menos apetecidas por la empresa radial, que han sabido mantener un estilo y un nombre en el espectro valdiviano.

Hoy 21 de septiembre “Día del Trabajador Radial”, un gran recuerdo a quienes ya no están. En forma especial a quienes tras los cristales, en la parte técnica, son el motor de la radiotelefonía. Radiocontroladores, programadores, libretistas, reporteros, periodistas y personal administrativo que trabajan anónimamente para sacar adelante una transmisión radial.

En cada rincón de la Región de Los Ríos, una señal está al aire para comunicar, informar, entretener …. Para mantener esa confianza que permite afirmar que LA RADIO ES EL MEDIO DE COMUNICACION MAS CREIBLE QUE EXISTE.

Un recuerdo para Sergio Colombo Cruchianni, Manuel Cofré, José Contreras Ilabel y Nelson Bastidas Maechel. Todos ellos hoy son parte de la historia de la radiotelefonía valdiviana….Sólo que emprendieron el viaje antes que quienes hoy les recuerdan…..

FELIZ DIA DEL TRABAJADOR RADIAL

Comparte este contenido de VoceroRegional.cl