Vecinos de Beneficencia molestos por peligros sanitarios tras inundaciones

La ausencia de representantes del Ministerio de Salud a la cita, y la búsqueda de acciones de emergencias para prevenir la proliferación de nuevos focos de infecciones, fue la tónica de la reunión que los vecinos de Beneficencia sostuvieron con el diputado Bernardo Berger y autoridades locales.
 
La cita, convocada por la junta de vecinos N°2 René Schneider, se realizó la sede social de Beneficencia, y acudieron al llamado, junto al parlamentario, el concejal Francisco Eguiluz, la directora regional de Obras Hidráulicas Claudia Donner, y Miguel Lavanderos, de la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS).
 
Al término del encuentro, vecinos y autoridades acordaron algunas acciones para mitigar el efecto de los anegamientos, como asimismo insistir ante el intendente Egon Montecinos con la propuesta del diputado Berger para conformar una mesa permanente de trabajo que permita acelerar obras de infraestructura hidráulicas en el sector, a la par de crear acciones de prevención y mitigación ante eventuales nuevas inundaciones
 
La reunión surgió luego que 22 casas resultaron inundadas y contaminadas con aguas servidas luego de los últimos temporales sobre Valdivia. Como medida de contención por el riesgo sanitario, la seremía de salud sólo entregó alcohol gel para manos, lo que provocó la indignación de los afectados.    
 
“Aquí claramente hubo una falta de proactividad de la cartera, que no resuelve en lo más mínimo el altísimo riesgo sanitario a que están expuestos en este instante las familias, tanto en lo que respecta a la proliferación de patologías respiratorias, enfermedades infecciosas y de plagas”, sentenció el diputado.
 
El legislador explicó a los vecinos que hizo presente el problema en el pleno de la cámara Baja para que se oficie a la titular de Salud, a quien pidió disponer acciones que permitan verificar el estado de las personas y acompañar a las 22 familias afectadas.
 
Por motivos que se están investigando, el colector primario no funcionó como se esperaba. Los primeros frentes de  mal tiempo devolvieron las aguas-lluvia a la población, pero también las aguas servidas al interior de una treintena de hogares, incluso algunos de ellos que jamás habían presentado problemas de anegamiento.
 
“Tras pedirse ayuda al Ministerio de Salud, se concluyó que persiste en 22 viviendas un alto foco infeccioso según da cuenta el informe de esa repartición. Hasta ahí todo bien. El problema viene cuando, como única medida  dispuesta por el MINSAL para poner bajo control una latente emergencia sanitaria, se entrega alcohol gel por casa para la limpieza de manos”, narró el legislador.

Comparte este contenido de VoceroRegional.cl