SEREMI de Salud entrega recomendaciones sobre la exposición al sol

Debido al comienzo de la temporada estival y las altas temperaturas observadas en la Región de Los Ríos, es muy importante tener en cuenta los efectos perjudiciales que tiene la exposición de la piel al sol sin previa protección y por ello se entregan recomendaciones para prevenir ciertos daños, así lo informó el Seremi de Salud, Richard Ríos.

El Seremi señaló que al estar expuestos al sol por tiempo prolongado, la piel puede presentar cambios importantes producto de la radiación ultravioleta de alta energía, y cuyas manifestaciones pueden observarse a corto y largo plazo. Algunas de las consecuencias agudas más visibles a corto plazo es el enrojecimiento de la piel, asperezas, pecas y cambios en la pigmentación. Como consecuencia de esto también pueden producirse quemaduras de diverso grado pasando a la formación de ampollas y que generalmente van acompañadas de insolación como consecuencia de la exposición prolongada al sol, la cual se manifiesta mediante escalofríos, dolor de cabeza, vómitos y malestar en general, llevando a una deshidratación de moderada a grave del organismo.

Las consecuencias a largo plazo de una prolongada y repetida exposición a la radiación ultravioleta que es acumulativa a lo largo del tiempo, son arrugas prematuras, quemaduras de la córnea, cataratas y cáncer a la piel. Efectos que se pueden observar a partir de los 40 años de edad en adelante

Según los datos del Registro Poblacional de Cáncer de la Seremi de Salud, señala que cada año alrededor de 60 a 100 personas desarrollan un cáncer de piel en nuestra región, situación que se presenta con una frecuencia levemente mayor en mujeres que en hombres. De acuerdo a estos antecedentes, este tipo de cáncer se ubica entre los tres cánceres más frecuentes en nuestra población de ambos sexos.

RECOMENDACIONES
Dentro de las recomendaciones entregadas por el Seremi para estar protegidos este verano se encuentran las siguientes:
– Evitar exponerse al sol entre las 11.00 y 16.00 horas.
– Use lentes con filtro UV, cada vez que deba exponerse al sol y al aire libre, recuerde que en días nublados la radiación ultravioleta llega a nuestros cuerpos y ojos, aunque con menor energía.
– Aplique filtro solar con factor 30, al menos 20 minutos antes de la exposición, incluyendo labios y contorno de ojos. Repita esto cada 2 horas, especialmente en zonas de su piel que no pueda proteger a través de la ropa.
– No exponga a niños menores de 2 años al sol. Los menores de 6 meses no deben usar protector solar.
– Recuerde que las superficies reflejan la radiación ultravioleta, principalmente la nieve, la arena y el agua.
– Ciertos medicamentos aumentan la sensibilidad a la radiación ultravioleta. Infórmese con su médico.
– Prefiera y busque siempre la sombra de árboles, toldos o techos.
– Si presenta una herida que no cicatrice, una mancha, un lunar o aumente el volumen de piel, que cambie de tamaño o color, que produce picazón o sangrado, consulte a un dermatólogo.
– Si debe exponerse al sol, proteja su piel con ropa oscura, seca, de trama compacta, ojalá de mangas largas y pantalones largos.
– Infórmese diariamente del Índice de radiación solar, a través de los medios de comunicación, ya que éste constituye una advertencia para las próximas 24 horas del riesgo de lesiones en nuestra piel que puede producir la radiación ultravioleta.

Comparte este contenido de VoceroRegional.cl