Seremi de Salud fiscalizó feria fluvial de Valdivia

En el marco de la campaña consumo seguro de mariscos, durante el mediodía de este lunes profesionales de la Autoridad Sanitaria fiscalizaron la calidad de los productos del mar que se venden en la Feria Fluvial de Valdivia, así lo explicó el seremi(s) de Salud, Octavio Monzón. La autoridad precisó que con ello se refuerza la campaña preventiva, en especial durante estas fechas en donde tienden a aumentar las intoxicaciones por transgresión alimentaria.

Durante la fiscalización, se inició un sumario sanitario al puesto Nº32, que vende ceviche y mariscal cocido, pero que no se encontraba con la temperatura adecuada, sino sobre ésta. Asimismo, el Jefe de la Sección de Alimentos y Zoonosis Dr. Keith Hood, precisó que se llama tanto a la comunidad como a los locatarios no comprar ni vender pescados fileteados y sin cabeza, ya que esto no asegura la calidad de éstos. Reiteró que si en una próxima fiscalización se encuentran estos productos, se procederá a iniciar sumarios a quienes incumplan lo señalado.

El personero recordó que en la región de Los Ríos, durante el presente año se han presentado 51 brotes por consumo de alimentos, en su mayoría por ingesta de mariscos crudos.

La inspección contó con la presencia de los profesionales Keith Hood, Jefe Sección Alimentos y Zoonosis, además de fiscalizadores de los departamentos de Acción Sanitaria y Salud Pública.

La autoridad explicó que junto con fiscalizar se busca educar a la población respecto a promover cambios de comportamiento a través de la aplicación correcta de las medidas de higiene que contribuyan a la prevención y reducción de ETA – Enfermedades Transmisión Alimentaria – durante Fiestas de Fin de Año, fecha en que aumenta el consumo de productos del mar.

Agregó que la comunidad es la principal fiscalizadora y que debe exigir las condiciones mínimas a la hora de comprar. Algunas medidas a considerar son: verificar que los pescados y mariscos se encuentre cubiertos de hielo, no comprar pescado fileteado o sin cabeza; examinar el producto presionando unos segundos con el dedo la superficie y optar por aquellos en donde al quedar una marca vuelve rápidamente a su condición natural.

Aclaró que los mariscos deben tener una cocción mínima de 5 minutos y el jugo de limón no cuece los alimentos. Además no se debe consumir los mariscos crudos y comprarlos siempre en lugares autorizados.

En casa se deben mantener los mariscos refrigerados y separados de otros alimentos, así como también, lavarse las manos al cocinar antes de cocinar o manipular alimentos.

Comparte este contenido de VoceroRegional.cl